El 26 de julio en el Aldo Cantoni la campeona del mundo categoría Gallo peleará otra vez frente a la número uno del ránking. “Es la tercera vez que voy a pelear contra Duer. Contra ella obtuve mi primer título del mundo”, dijo la sanjuanina que realizará su quinta defensa, en esta oportunidad mandatoria o sea organizada por la FIB.

Un 4 de agosto de 2017 Cecilia hizo historia en el boxeo. Por fallo unánime le arrebató el cinturón mundial Gallo a Duer en condición de visitante. Desde ahí ganó las cuatro defensas que puso en juego y éste 26 de julio Román volverá a subirse al ring. Por tercera vez enfrentará a Carolina Duer, vieja conocida, amiga y promotora de la sanjuanina. El combate de fondo será en el Aldo Cantoni a estadio lleno.

“Carolina Duer, otra vez. Es la primera del ránking y a la que le gané hace dos años cuando gané mi primer título del mundo. Es raro pelear con ella, porque es mi amiga y además mi promotora. Es la rival más fuerte que enfrenté”, declaró la “Ceci”.

Hace un año que la campeona está entrenando al máximo nivel en Buenos Aires junto a Yessica Bopp y la Tigresa Acuña. A partir de ahí su vida cambió por completo. Vive en Provincia, lejos de sus hijos a los que solo ve por fotos y se comunica por teléfono. Es el sacrificio del éxito. Hoy está entrenando triple turno, apenas tiene tiempo para comer y descansar. Los domingos sale a caminar o lee libros. Así es el presente de Cecilia a puro box para seguir creciendo día a día arriba y abajo del ring.

“Cambió mi vida en Buenos Aires. Este año acepté que tengo que estar acá si quiero seguir creciendo. Desde que estoy en Buenos Aires crecí mucho física y técnicamente. Además maduré bastante también. Me siento más confiada en cada pelea. Entreno todo el día, hago triple turno para esta pelea con Duer”.

A principios de este 2019 Ceci quiso buscar “trabajo para tener un ingreso más, pero no me daban los tiempos. Quería dar clases de boxeo, pero llegaba muy cansada a la pensión”, agregó la púgil de Santa Lucía.

El nivel de exigencia es muy alto, “por eso no puedo aflojar en ningún entrenamiento. “Cuando no rindo bien me preguntan que me pasa, el nivel es alto. Entreno cerca de 6 horas por día”.
Su semana de trabajo se reparte en triple turno de entrenamiento, gimnasio, nutricionista, masajista y psicólogo. Y cuando tiene libre, sale a pasear, a caminar para despejar la cabeza y aprovecha también para leer un poco.

“Por ahí me voy a pasear a Capital para conocer lugares o a tomar mates a la casa de amigos”.
Con el tiempo Román se adaptó al “ritmo de vida que se lleva acá. Después de la pelea me voy un mes a San Juan para ver a mis hijos y descansar un poco”, relató la campeona que hace poco recibió un distinción de la FIB en China por su sacrificada carrera y logros obtenidos.
Las dos veces que enfrentó a Duer le ganó, ahora se viene el tercer combate y Ceci adelanta “cada pelea es un desafío para mí”.

La “Princesita” el 2 de agosto: El 2 de agosto la “Princesita” Leonel Yúdica defenderá por séptima vez el título mundial Mosca de la FIB ante la mexicana Isabel Millán en el Aldo Cantoni. Desde que fue campeona mundial por primera vez el 19 de septiembre de 2015, la profesora de primer grado, se mantuvo invicta en todos los combates que realizó. Su última pelea fue el 21 de diciembre del año pasado, cuando superó por puntos a la venezolana Yainireth Altuve.

Fuente: Diario El Zonda SJ

error: Content is protected !!